¿Qué es el síndrome genitourinario o el mal llamado envejecimiento vaginal?


Con el paso de los años se produce una involución (“envejecimiento” inevitable)  en todos los tejidos del cuerpo, que se puede ver acelerado por factores genéticos, ambientales (cuidado del cuerpo a lo largo de los años: el sobrepeso, los hábitos tóxicos en especial el tabaco, la dieta…), las enfermedades previas o actuales… Y en la mujer existe una circunstancia de especial trascendencia: la menopausia.
La calidad de vida se ve afectada en un 30-50% en este grupo de mujeres por lo que se podría pensar que es un motivo de consulta frecuente en ginecología, pero no es la realidad actual, bien por creencias culturales relacionadas con el envejecimiento, por vergüenza o porque no se sabe plantearlo. Así ni las mujeres preguntan cómo solucionar el problema, ni tampoco los ginecólogos lo planteamos con la suficiente rotundidad.
Tras el diagnóstico de síndrome genitourinario se debe realizar un tratamiento individualizado en función de la presencia e intensidad de los síntomas. Si las circunstancias de cada mujer son únicas, las soluciones también deben serlo.
Existen varias opciones terapéuticas, pero la alternativa más novedosa para tratar este síndrome genitourinario y que en la Clínica estamos utilizando, es la aplicación del LÁSER CO2.
Tu salud vaginal es fundamental para tu bienestar.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *