EL MICROMACHISMO EN NUESTRA SOCIEDAD

Son gestos, actitudes, comportamientos, a veces inconscientes, y muy cotidianos que pasan desapercibidos porque se consideran “normales” y están culturalmente aceptados, están en el lenguaje, en las bromas en cualquier contexto y latitud.


El término “micro” parece que minimiza el problema, pero lo cierto es que sigue siendo machismo aunque sea más sutil, más soterrado y tan común que pasa desapercibido.

Algunos ejemplos de micro machismo con los que nos encontramos todos los días:

  • -Olvidar o ignorar los méritos de las mujeres.
  • -Apropiarse de sus propuestas.
  • -Dar concejos condescendientes y paternalistas cuando no se piden
  • -Cuando el hombre dice que el “ayuda “en casa, en “su casa”.
  • -Cuando se exige una indumentaria a las mujeres o se valora distinto el cuerpo de la mujer que el del hombre por ejemplo las canas, o cuando se considera sexy la tripa del hombre pero no las cartucheras de la mujer.
  • -Distinguir entre señorita y señora.
  • -En lavabos públicos, el lugar destinado a cambiar a los bebes, está situado en el baño de las mujeres.
  • -Los anuncios y el lenguaje sexista.

El peligro de estos y de todos los micromachismos es la facilidad con la que se camuflan por lo que ni siquiera se cuestionan y el negacionismo.

Todo los tipos de machismo sustentan la discriminación de género y perpetuán la distribución injusta para las mujeres de los derechos y las oportunidades, por lo tanto es necesario hacerlos visibles para poderlos combatir.

Por esto y por mucho más Clínica Buenavista & Sirona quiere visibilizar la discriminación sistémica de las mujeres y apoyar esta huelga feminista porque si paramos las mujeres se para el mundo. JUNTAS SOMOS MÁS

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecinueve + trece =